52015Feb
La patología Tiroidea es cada vez más frecuente

No pensaba que el Tiroides tenía tanta importancia para mantener mi equilibrio físico y psíquico. No sabía que en Aragón, el Bocio es una enfermedad endémica.

¿Se puede vivir sin Tiroides?

El doctor Pedro Pablo Ortiz Remacha, especialista en Endocrinología Nutrición, es un médico de Zaragoza que constituye una referencia nacional en la resolución de los problemas de Diabetes, Bombas de insulina y Pie diabético. Experto en el tratamiento de las diversas dolencias que puede provocar la Tiroides. Junto con su actividad privada que ejerce desde hace 30 años, es profesor titular desde hace 20 años en la Universidad de Zaragoza. Es Director de la Unidad de Patología Tiroidea del Hospital Viamed Montecanal en Zaragoza.

Debuta en Doctología hablando sobre los problemas que provoca la Tiroides. Un mal endémico en Aragón, que unas veces presenta afectaciones transitorias, pero en otras hay que tratar de forma urgente. Pero que tiene solución y que a las personas afectadas, les permite llevar una vida normal si son tratadas correctamente.

Tiroides

La glándula Tiroides, tiene forma de mariposa y se sitúa en la parte anterior del cuello.

Pregunta: ¿Qué es la Tiroides?, ¿Dónde está situada?

Respuesta Dr Ortiz Remacha: La Tiroides es una glándula que a través de la secreción de sus hormonas tiroideas regula multitud de funciones en nuestro organismo. Se sitúa en la parte anterior del cuello, justo arriba de la clavícula, delante del cartílago que lleva el mismo nombre. Se puede palpar en las personas muy delgadas y vemos que al tragar asciende y desciende junto con el resto de las estructuras del cuello que intervienen.

Tiene forma de mariposa y es una de las glándulas endocrinas que producen hormonas. Las hormonas tiroideas controlan el ritmo de muchas actividades del cuerpo. Estas incluyen la velocidad con la que se queman calorías y lo rápido que late el corazón. Todas estas actividades componen el metabolismo del cuerpo.

La Tiroides, cuando funciona bien, mantiene a nuestro organismo en un equilibrio físico y psíquico que hace que nos sintamos bien y que todas las funciones de nuestro organismo vayan acompasadas y se expresen de forma normal.

Pero ¿qué sucede cuando se altera?, ¿Qué síntomas notamos?, ¿Se puede confundir con otra cosa?

Cuando la Tiroides se altera por exceso, se le denomina Hipertiroidismo. Los síntomas que pueden delatarlo es que nos encontramos nerviosos, con temblor de manos, perdemos peso, estamos acelerados, irascibles, a veces con diarrea, exceso de sudoración, el corazón va mucho más deprisa. Estos síntomas llamativos hacen que acudamos al médico para un diagnóstico y un tratamiento que a veces no es tan sencillo como parece.

Y cuando se agota el Tiroides entramos en el Hipotiroidismo y podemos identificarlo por otros síntomas. Nos encontramos muy cansados, aumentamos de peso, estamos deprimidos, todo cuesta mucho más, todo va muy lento, hay estreñimiento, sensación de inflamación y de retención de líquidos, mucho sueño, siempre con frío… Evidentemente estos síntomas también nos hacen acudir al médico y tomar las medidas adecuadas.

Cuello inflamado por tiroides

Los problemas de la Tiroides, en ocasiones, se manifiestan por una inflamación del cuello.

Pero estos síntomas pueden quizá equivocarse con otras enfermedades o mezclarse… ¿A qué se achaca el origen de esta dolencia?

En ambos casos, cuando los síntomas son típicos y claros, el diagnostico es sencillo. El problema viene cuando en procesos inflamatorios como tiroiditis, en procesos autoinmunes, en patologías subclínicas del tiroides (alteraciones analíticas de los niveles del Tiroides) o en su comienzo, los síntomas no son tan claros o a veces hay mezcla de las dos situaciones descritas. Entonces lleva más trabajo elaborar un diagnóstico preciso, pero se acaba averiguando. Este hecho es cada vez mas frecuente porque nuestra tiroides se ve cada vez más agredida por el estilo de vida que llevamos. Alimentación inadecuada, estrés, regímenes dietéticos bruscos, falta de sueño, etc. hacen que la Tiroides sufra y se altere produciendo al principio síntomas controvertidos que despistan tanto al paciente como al médico general.

Nuestra Tiroides se ve cada vez más agredida a causa del estilo de vida que llevamos y la altera. Al principio, pueden ser síntomas controvertidos que despistan tanto al paciente como al médico general.

Entonces, ¿cómo podemos saber con seguridad si padecemos algún problema con nuestra Tiroides?

En mi consulta se propone un diagnóstico y tratamiento de patología tiroidea a través de la historia clínica, análisis de sangre y ecografía para determinar o no, si existe su patología en el paciente bajo sospecha. Si las pruebas resultan positivas, se informa al paciente y se indican las pautas de tratamiento y revisiones. Si los resultados son negativos, se le cita al año siguiente para su revisión

Sólo la previsión y actuación del especialista en endocrinología puede dar con la clave del diagnóstico y tratamiento adecuados. Además el seguimiento prácticamente de por vida es necesario y debe ser supervisado por especialistas que realmente comprendan la patología tiroidea y su implicación en las funciones del organismo e incluso en las que afectan al estado anímico y psicológico de la persona.

¿Y si al final hay que operar?, ¿Se puede vivir sin esa glándula?

Si al final se ve necesaria una cirugía para extirpar la glándula, los pacientes no deben temer el poder llevar una vida normal. Se puede vivir sin la Tiroides porque las personas deben de tomar una tratamiento, de por vida, que sustituye las funciones de la glándula extirpada. Y, como es natural, deberán someterse a revisiones periódicas para controlar que las cosas están funcionando correctamente.

Cuello delgado tiroides

Se puede palpar en las personas muy delgadas, y vemos que al tragar asciende y desciende junto con el resto de las estructuras del cuello.

Problemas tiroideos:

  • Bocio: bocio es un aumento del tamaño de la glándula Tiroides, que puede causar tos, ronquera, o dificultad para tragar o respirar.
  • Hipertiroidismo: Cuando la glándula Tiroides produce más hormona tiroidea de lo que su cuerpo necesita
  • Hipotiroidismo: Cuando la glándula Tiroides no produce suficiente hormona tiroidea
  • Cáncer de Tiroides
  • Nódulos: Bultos en la Tiroides
  • Tiroiditis: Hinchazón de la Tiroides

El Bocio, un mal endémico en Aragón

Ya en 1984, el Diario El País informaba de que el Bocio es un mal endémico en Aragón.

Entre el 14% y el 20% de los escolares y el 34,8% de los adultos de Aragón, en esa fecha, padecía bocio endémico (aumento del tamaño de la glándula tiroides), lo que motivó que el Gobierno de Aragón iniciara una campaña para combatir dicho mal. Además de facilitar información, se fomentó el consumo de sal yodada como medida preventiva.

El Bocio endémico aparece en la población ante la ausencia o baja presencia de yodo en las dietas alimenticias. Esta carencia provoca un aumento de tamaño de las glándulas tiroides, conocida como bocio, y se considera endémica cuando la Tiroides ha aumentado en tamaño cuatro o cinco veces y afecta a más del 10% de la población.

Pregunta frecuente: Como los síntomas de tener alterada la Tiroides son confusos, si decido acudir al médico endocrino ¿Las pruebas que propone el Dr. Ortíz Remacha son muy caras?, ¿En una primera visita puedo tener un diagnóstico?

Respuesta: Lo aconsejable es llamar a la consulta del Dr. Ortíz Remacha y pedir una cita para una primera visita. Por teléfono le informarán de los honorarios de esa primera cita y del precio de las pruebas complementarias, si el Dr. opina que es necesario practicarlas, para elaborar un diagnóstico. Una vez obtenido el diagnóstico, el Doctor le planteará el tratamiento preciso, y le informará sobre el presupuesto.

Pedir cita con Dr Pedro Pablo Ortiz Remacha

Calle Franz Schubert, 2 50012 Zaragoza

Compartir en Redes Sociales: