192019Ago
Rejuvenece tu rostro de forma natural gracias a los rellenos faciales de ácido hialurónico

¿Alguna vez te has preguntado por qué con la edad nuestra piel parece perder resistencia y elasticidad? Hay determinadas moléculas que se encuentran en nuestro organismo de forma natural cuando somos jóvenes, pero que se desgastan conforme envejecemos.

El ácido hialurónico es una de estas sustancias, cuya principal función es retener los líquidos y contribuir a mantener en buen estado nuestra piel. Su descubrimiento fue un hito revolucionario en la medicina estética. Su capacidad para hidratar la epidermis y reconstruir las fibras que conforman los tejidos de la piel lo convirtió en una solución idónea y muy demandada para recuperar el volumen en determinadas áreas del rostro, como pueden ser los pómulos.

En este artículo, el Dr. Chicón, experto en medicina estética en Zaragoza y referente la aplicación de tratamientos de rejuvenecimiento facial, nos explica los beneficios del relleno facial, las indicaciones médicas y del ácido hialurónico y cómo puede aplicarse para recobrar el volumen perdido.

P.- ¿Para qué sirve el relleno facial?

Dr. Chicón.- Conforme envejecemos, nuestra piel se desplaza, algunas zonas de nuestra cara comienzan a perder volumen y se crean arrugas más pronunciadas, como los surcos nasogenianos o el medio facial (bolsitas de grasa que se acumulan por debajo de los ojos). Los rellenos faciales son un tratamiento indicado para reponer esos volúmenes que se pierden con el paso del tiempo y eliminar las imperfecciones.

Se trata de una opción segura e indolora que no cuenta con las complicaciones de otros tratamientos que requieren el paso por quirófano.  Para realizar rellenos faciales lo más común es emplear ácido hialurónico, aunque también se pueden usar otras sustancias como hidroxiapatita cálcica o colágeno, en función de la profundidad de las arrugas o del efecto que se quiera conseguir.

Estos componentes son minerales, proteínas y moléculas que se encuentran de forma natural en nuestro cuerpo. Sin embargo, el paso del tiempo, la contaminación y los efectos de los rayos solares producen su desgaste y provocan que nuestra piel se estropee, envejezca y pierda volumen y elasticidad. Por ello, utilizar tratamientos de medicina estética para reponer estas sustancias, no solo embellece el rostro, sino que también aporta beneficios para nuestra piel.

¿Cómo se realiza un relleno facial?

P.- ¿Cómo se realiza un relleno facial?

Dr. C.- Los rellenos faciales se aplican por medio de una aguja muy fina que puede inyectar la sustancia de forma superficial o más profunda, en función de las necesidades del paciente. Contrario a la creencia genial, con el relleno facial no se hincha la piel, sino que se armoniza el aspecto. Este tratamiento permite a los tejidos recuperar el volumen que tenían y que con el paso del tiempo han perdido por culpa de la redistribución de la grasa facial.

El tratamiento con ácido hialurónico debe estar personalizado para cada paciente, porque el comportamiento y la resistencia de las arrugas y tejidos del rostro es diferente en cada persona. No existe ninguna solución mágica que automáticamente rejuvenezca el rostro. Es necesario que un profesional de medicina estética examine tu piel para determinar qué sustancia puede ayudarte a conseguir el resultado que deseas.

P.- ¿Podemos conseguir unos labios más carnosos con ácido hialurónico?

Dr. C.- La piel de la comisura de los labios y en torno a la boca también se estira todos los días, cuando reímos, hablamos, comemos… El ácido hialurónico también permite solucionar cualquier daño que afecte a esta zona. Sus propiedades permiten hidratar, perfilar y proporcionar volumen a los labios, además de perfeccionar la estructura dérmica en torno a la boca.

Con este tratamiento sencillo, rápido y muy poco agresivo se consigue lucir unos labios más gruesos y bonitos sin perder el aspecto natural.

P.- Ácido hialurónico o bótox: ¿cuál es la diferencia?

Dr. C.- Mucha gente tiende a confundir los usos y beneficios de estas dos sustancias. El ácido hialurónico es una molécula que capta agua y retiene los líquidos, como si se tratara de una esponja. Cuando se inyecta en el rostro actúa hidratando los tejidos y mejorando el volumen facial. El bótox, por otro lado, relaja la musculatura y elimina las arrugas que se forman en las líneas de expresión.

Otra diferencia radica a nivel anatómico, ya que estas técnicas trabajan áreas diferentes. El bótox se suele aplicar en el tercio superior del rostro para corregir las arrugas de expresión en la frente y el entrecejo, las patas de gallo en torno a los ojos… Mientras que el ácido hialurónico se suele emplear para trabajar el tercio medio: rellenar surcos nasogenianos, realzar los pómulos y dar una mayor carnosidad a los labios y la zona de la boca.

La combinación de estos dos tratamientos con la técnica de los hilos tensores permite a los profesionales de medicina estética trabajar la estética facial completa, ya que se complementan al aplicarse sobre los tres tercios del rostro.

¡Realiza tu consulta con el Dr. Chicón si deseas someterte a un tratamiento de relleno facial o rejuvenecimiento del rostro en Zaragoza!


Dr. Jesús Chicón – Médico estético en Zaragoza

Experto en:

  • Hilos tensores faciales y corporales
  • Rellenos faciales con ácido hialurónico, Radiesse, Sculptra, Colágeno…
  • Toxina botulínica
  • Corrección no quirúrgica de ojeras
  • Peelings médicos

Pedir cita con Dr. Jesús Chicón García

Plaza Diego Velazquez 2, Local 50006 Zaragoza

Comparte este artículo en...